Blog

DÍA DE SAN VALENTÍN, DÍA DEL AMOR

DÍA DE SAN VALENTÍN, DÍA DEL AMOR

“Te amo, te quiero”: ¡Qué frase tan sencilla y tan maravillosa!
Digámosla mucho. El que más dice es el que más gana.

“Te amo, mi amor. ¡Cuántas cosas hemos pasado juntos! ¡Y estamos juntos!”
“Eres única para mí. ¡Te tomo de la cintura y mira al Cielo!”

“Ay maridito. ¡Cuántas cosas hemos pasado! ¡Y estamos juntos! Aunque no sepa decirlo, te lo digo: -te quiero más de lo que crees. Y estoy así, dispuesta a quererte siempre.”

“Ven acá, hijo. No siempre me haces caso. Pero te quiero tanto, que daría la vida por ti.”

“Ven acá mamá: aunque no te lo diga, y veo todo lo que haces por mí. Y si eso no es amor, ¿qué es el amor?”

“Ven acá papá: ¡cuánto has hecho por mí!, ¡cuánto me has seguido para que yo fuera siempre el mejor! Eso es amor verdadero, real, no un cuento.

A la novia:
“Mi amor: decirte que te quiero mucho, no alcanza. La verdad es que tengo listo y ansioso el corazón, para amarte toda la vida. Y, como pueda, hacerte feliz.”

Al novio:
“Un beso grande para ti. Ya que en el mundo no hay otro hombre como tú. Un día estaremos unidos para siempre. Pero ya mi corazón está atado al tuyo para siempre”.

Amor verdadero: no es dejarse amar. Cualquiera, aunque inútil, tiene capacidad de dejarse amar.
Pero el amor, que es dar sin esperar, que es querer al otro tal cual es, que siempre mira lo mejor que puede encontrar en cada uno, eso es amor.
El alma grande se mide por su capacidad de dar sin esperar recibir. Esa es la gente que nos ha dejado lo que en el mundo tenemos de bueno.

Osvaldo Cuadro Moreno
Escritor, conferencista internacional y especialista en familia y autoayuda.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *